El valor de la palabra

Bla bla bla …

La palabra debe ser respetada. Si se falta a la palabra, ¿qué queda? Poca cosa. Para mí, la verdad, nada. Un hombre o una mujer sin palabra no es más que un animal, y un animal sin un mínimo de nobleza. Merece menos consideración que la que pueda merecer el último de los ácaros parásitos.

La confianza debe ser un valor, nunca un defecto. Pensar que uno que sea confiado es tonto es un gran e injusto error. Es una muestra evidente de nuestra pérdida de valores.

Es un pena pensar que toda la gente es igual. Que no debe uno fiarse de nadie. Eso es tanto como pensar que nadie se va a preocupar por tí, y que tú no debes preocuparte por nadie, que debes pensar sólo en tí mismo. Una desgracia para una existencia humana.

Creo que a pesar de todos los palos que podamos recibir,  debemos ser confiados. Por supuesto que hay gente de palabra y con valores, y debemos confiar en las personas, mientras no nos demuestren que son gente sin ningún valor. Una vez que queda claro que no merecen nuestra confianza no hay que ser estúpido. Se podrá pasar de esos seres, incluso a veces hasta perdonarlos, pero no ser necio y permitir que vuelvan a tocarte las narices o a vacilarte como si nada. Se acabó. Mi confianza en ti es nula. No eres más que un ser sin valor. Un perro es un animal que sabes que nunca te abandonará. Un perro nunca te traicionará y por eso a mí me merece más respeto.

Pobre gente la que se deja llevar por otra sin palabra. Uno puede parecer estúpido, pero nunca serlo. Otra cosa es que a veces no vale la pena. Quizá en ocasiones sea una pérdida de tiempo intentar corregir a esas personas egoístas sin un mínimo de dignidad. Siempre he tenido claro que en ciertas situaciones no toca otra que hacerse el idiota ante el idiota que se hace el listo. Pero hay que procurar que hagan el menor daño posible. Que lo entiendan es otra cosa. Cuando alguien antepone su egoísmo ante todo no hay nada que hacer. Quizá tratar de evitarlo y prevenir a los demás para que puedan evitarlo también.

De la conocida frase de Sófocles a cerca de la palabra y la fortuna me permito parafrasearle de la siguiente forma:

Su palabra es suficiente para dar  o perder la confianza en un hombre.

26 de julio de 2016

Anuncios